Issue

Reproductive Rights

Protecting Reproductive Rights & Healthcare Decisions

While GOP lawmakers prioritized divisive schemes to strip women of our rights, freedoms and healthcare services during an epic public health crisis, Gov. McMaster vetoed tens of millions of state dollars allocated for critical family planning services.

I introduced H.4544, known as “The Viagra bill” to expose the hypocrisy of the legislature’s “war on women.” This bill received national and international acclaim for imposing the same state requirements on men seeking to purchase erectile dysfunction drugs as it would for women seeking to make their own healthcare choices. The bill is credited with broadening the debate in SC and across the nation about government interference in women’s reproductive rights and healthcare decisions.

As SC Republicans began to celebrate the imminent passage of their “Fetal Heartbeat” bill, I introduced the Pro-Birth Accountability Act, a groundbreaking proposal that requires the state to help cover costs associated with pregnancy, child-birth and child-rearing…from conception to college.

As Governor, I’ll continue to fiercely advocate for the reproductive rights and freedoms of South Carolina’s women and girls. I’ll prioritize the needs of everyday people because South Carolinians deserve to make their own reproductive healthcare decisions without governmental interference.

Any attack on reproductive rights is dangerous, socially and economically. We know what this kind of partisan, bigoted legislation can do to our economy. As Governor, I’ll fight to make sure every South Carolinian can thrive. That’s only possible when women are treated as equals to men when it comes to our rights, our pay, our opportunities and our freedom to make our own healthcare decisions.

 

Los Derechos Reproductivos (Español): 

Proteger a los Derechos Reproductivos y a las Decisiones de Salud 

Mientras los legisladores Republicanos priorizó los planes divisivos para sacarles los derechos, las libertades, y los servicios de salud de las mujeres durante una gran crisis de la salud pública, el Gobernador McMaster vetó decenas de millones de dólares estatales asignados a los servicios críticos de planificación familiar. 

Introduje el H.4544, conocido como “La Propuesta de Ley de Viagra” para revelar la hipocresía de la “guerra de las mujeres” de la legislatura. Esta propuesta de ley recibió la aclamación nacional e internacional por imponerles a los hombres que quieran comprar las drogas de disfunción eréctil los mismos requisitos que a las mujeres que quieran tomar sus propias decisiones de salud. Esta propuesta de ley recibió mérito por expandir, en Carolina del Sur y a lo largo de la nación, el debate de la intromisión gubernamental en los derechos reproductivos y en las decisiones de salud de las mujeres 

Mientras los Republicanos de Carolina del Sur empezaron a celebrar la aprobación inminente de su propuesta de ley de “Latido Fetal,” yo introduje la Ley de Responsabilidad Pro-Nacimiento, una propuesta revolucionaria que requiere que el estado ayuda a cubrir los costos relacionados al embarazo, al alumbramiento, y a la crianza…de la concepción hasta la universidad. 

Como gobernadora, continuaré abogando con ferocidad por los derechos reproductivos y por las libertades de las mujeres y de las niñas de Carolina del Sur. Priorizar las necesidades de la gente cotidiana porque la gente de Carolina del Sur se merece la habilidad de tomar sus propias decisiones de la salud reproductiva sin la intromisión gubernamental. 

Cualquier ataque de los derechos reproductivos es peligroso, socialmente y económicamente. Sabemos lo que este tipo de legislación partidista y prejuiciosa puede hacer a nuestra economía. Como gobernadora, lucharé para asegurar que cada persona de Carolina del Sur pueda prosperar. Eso es posible solamente cuando las mujeres sean tratadas como iguales a los hombres, con respecto a nuestros derechos, nuestros salarios, nuestras oportunidades, y nuestra libertad de tomar nuestras propias decisiones de salud.